La energía solar es una fuente de energía renovable, limpia e inagotable. Instalando placas solares reducirás tus emisiones una media de 1,2 Toneladas de CO2 al año en energía.